"Más de 50 Años de experiencia nos hacen su Consultor inmobiliario por excelencia"
Llámenos: (57 1) 312 1237

La vivienda de estrato medio, mejor en el 2018.

La posibilidad de adquirir una segunda vivienda en el rango de precios de $100 millones a $321 millones ha animado a los constructores y, obviamente, a los potenciales compradores, que han vuelto a poner en su lista de prioridades esta inversión.

La razón: que hay un beneficio de 2,5 puntos porcentuales de la tasa de interés que asume el Gobierno y, con esto, terminan pagando una tasa promedio de 7,5% efectivo anual. Las últimas dos semanas han dado señales de esta intención, con la reglamentación del decreto que le da vía libre al beneficio y con la recuperación del interés en el negocio por parte de los potenciales inversionistas del estrato medio.

En el primer caso, los anuncios del ministro de Vivienda, Jaime Pumarejo, fueron ratificados por el presidente Juan Manuel Santos en el reciente congreso de la Cámara Colombiana de la Construcción (Camacol). 
En el segundo caso, la encuesta de opinión revelada por Fedesarrollo en días pasados confirmó una leve mejoría en la confianza de los compradores en agosto en Bogotá, Medellín, Cali, Barranquilla y Bucaramanga, esta vez con un dato adicional: frente a agosto del 2016, la intención de compra del segmento medio registró un aumento de 20,9 puntos porcentuales.
Con esta dinámica, se espera un mejor 2018. Algo que, de hecho, se empezó a ver estos días con inquietudes expresadas por las personas que tienen en mente la inversión.

EL ABECÉ DEL PROCESO


Algo que deben tener en cuenta, es que se aprobaron 40.000 subsidios a la tasa para respaldar igual número de créditos entre el 2018 y el 2019, que se suman a los 20.000 del 2017.
Según el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, con esto se busca impulsar la construcción y la compra de vivienda para un segmento que representa el 50% de las ventas a nivel nacional. De hecho, datos revelados por Camacol destacaron que hay algo más de 125.000 unidades disponibles en el país y el rango analizado participa con el 70%.
Y es una oportunidad para los bancos que, de hecho, también han bajado sus tasas de interés. Al respecto, Santiago Perdomo, presidente del Banco Colpatria, destacó que –además del 2,5% de auxilio que aporta el Gobierno–, la entidad asegura el beneficio los ocho o trece años restantes del crédito, con el valor agregado destacado al comienzo, es decir, tasas promedio entre 7,5% y 8% efectivo anual. Otros bancos también lo hacen.

 
 
 
 
 
 
 
 
Loading ad
 
 
 
 
 
POR:
 
PORTAFOLIO
 
SEPTIEMBRE 18 DE 2017 

Ahorra tu arriendo- FNA

Empieza a ahorrar tu arriendo si estás afiliado al Fondo Nacional del Ahorro por cesantías, y si tus ingresos están entre 2 y 6 SMMLV*. 

-Financia hasta el 100% del valor de tu vivienda nueva.

-Financia hasta el 95% de tu vivienda usada (con una antigüedad no mayor a 5 años, propiedad horizontal).

-Opción de compra del 0%.

-Plazos de financiación de hasta 30 años, lo que te permite mayor monto de crédito y menor valor de cuota.

-Ahorra en los gastos de estudio de crédito, estudio de títulos y avalúo, esto lo asume el Fondo Nacional del Ahorro.

-Seguro de desempleo que cubre hasta 12 cuotas si pierdes tu empleo**, además coberturas de:

 

Seguro de vida grupo deudores.

Seguro de incendio grupo deudores.​

 

Puedes aprovechar el programa de subsidios del Gobierno Nacional, Mi Casa Ya​:

​Si tus ingresos están entre 2 y 4 SMMLV*, el subsidio es de 20 SMMLV*

Mi Casa Ya - Cobertura a la tasa***:​

-Si el valor de tu vivienda nueva está entre 70 SMMLV* y 135 SMMLV*, la cobertura será de 4 puntos.

-Si el valor de tu vivienda nueva está entre 135 SMMLV* y 435 SMMLV*, la cobertura será de 2.5 puntos.

SMMLV: Salario Mínimo Mensual Legal Vigente.​​

**Aplican condiciones de producto.

***Solo aplica para vivienda nueva.​

 

CONDICIONES

-Vivienda nueva o usada 5 años (P. Horizontal).

-Sistemas UVR.

-Tipo de vivienda VIS y NO VIS.

-Plazo: 30 años UVR.

-Canon inicial nueva: 0%.

-Canon inicial usada: 5%​​​.

-Opción compra: 0%​​​​.

El “top cinco” para no ser engañado al momento de vender sus inmuebles.

La Federación Colombiana de Lonjas de Propiedad Raíz, Fedelonjas, hizo un llamado a los propietarios con el fin de evitar riesgos y lograr una buena negociación a la hora de vender sus inmuebles, teniendo en cuenta que en Colombia se traspasan anualmente 800.000 y en su mayoría son usados.Las ventas de estos usados la encabezan las viviendas, seguido de oficinas, bodegas, locales comerciales o incluso un predio rural, independientemente de su destinación.

 La presidenta de Fedelonjas, María Clara Luque, dio a conocer este “top cinco” de recomendaciones esenciales para vender bien los inmuebles y evitar que sean engañados.

“Primero que todo yo aconsejo buscar una inmobiliaria que esté organizada y que tenga varios años de tradición. Es importante que la visiten y hacer ese contacto directo con ellos. Segundo la revisión de los documentos, toda la parte jurídica, los papeles referentes al inmueble y mirar también qué este sin problemas”, dijo la dirigente gremial.

Agregó, que una tercera recomendación es el estudio de mercado que es lo mejor para establecer el valor en que queremos vender el inmueble. También se debe revisar la parte de gravamen para que no haya ningún problema jurídico sobre este bien.

Y el top se cierra según la dirigente gremial, con un consejo y es no entregar dinero, porque la inmobiliaria no tiene que pedirlo, porque es el propietario quien lleva sus documentos y asume los costos de escrituras.

De acuerdo con Fedelonjas, la publicidad del inmueble debe enunciar las características del mismo en cuanto a su conformación, localización y ventajas por la cercanía a zonas comerciales y vías de acceso.

 

FEDELONJA

EL COSTO FISCAL EN LA VENTA DE LOS BIENES INMUEBLES

Los contribuyentes del impuesto sobre la renta, tienen varias opciones previstas en la ley tributaria.

 

Con los cambios generados en la reforma tributaria introducida con la ley 1819 de 2016, como se establece el costo fiscal en la enajenación de bienes inmuebles cuando se toma el valor del avaluó catastral o el autoevaluó?

Cuando un contribuyente enajena un bien que hace parte de sus activos fijos, la utilidad que se genere puede dar lugar a una renta ordinaria o ganancia ocasional, de acuerdo a los establecido en los artículos  26,299 y siguientes del estatuto Tributario.

A respecto, es importante  precisar que la utilidad en la enajenación de inmuebles se determina  por la diferencia que existe entre el precio de venta y el costo fiscal del activo.

En concordancia con lo señalado anteriormente, los contribuyentes del impuesto sobre la renta, tanto personas jurídicas como naturales, tienen varias opciones previstas en la ley para establecer el costo fiscal de los inmuebles que sean activos fijos y se enajenen durante el año gravable.

Para el caso específico de análisis, el artículo 72 del estatuto tributario señala la posibilidad de tomar como costo fiscal el valor de los avalúos declarados para efectos del impuesto predial  del año inmediatamente anterior a la fecha de venta, así como los avalúos formados o actualizados por las autoridades catastrales.

Ahora bien, con la entrada en vigencia de la ley 1819 de diciembre 29 del 2016 se introduce un cambio importante al artículo citado, establecido que en caso de tomarse como costo fiscal el avaluó o autoevaluó en el momento de la enajenación del inmueble, deberán restar del costo final las depreciaciones que hayan sido deducidas  para fines fiscales.

Con esta modificación se incrementa la utilidad fiscal en la venta del inmueble ,en comparación con el régimen vigente antes de la reforma.

 

 

Portafolio.

Construir vivienda en Bogotá volverá a ser un buen negocio

Las Ventas están mejorando, pero el efecto contundente se refleja en unos dos años.

 

Vivienda

 

El diseño de nuevos planes para habilitar el suelo urbanizable y la disminución de proyectos de vivienda en Cundinamarca están fortaleciendo la idea de construir, otra vez, en Bogotá. 

(Lea: A los colombianos les sigue gustando estrenar vivienda)

Así lo confirmaron varios empresarios del sector quienes, en línea con un reciente anuncio de la Cámara Colombiana de la Construcción (Camacol), destacaron las iniciativas que están en estudio para revertir el rezago. Y debe ser así, si se tiene en cuenta que en los próximos cuatro años se formarán 232.000 nuevos hogares en Bogotá, contra 62.000 de Cundinamarca.

Al respecto, los datos de Coordenada Urbana –área de investigación del gremio– revelaron que las ventas de casas y apartamentos nuevos en los últimos doce meses, a febrero pasado, aumentaron 16%, a través de la comercialización de 37.022 unidades.
Sobre el tema, la gerente regional de la organización, Martha Moreno, señaló que “esta tendencia viene consolidándose desde mediados del 2016, principalmente por el impulso de la Vivienda de Interés Social (VIS), lo que no está sucediendo en los municipios aledaños, que decrecieron 15%.

(Además: Aplazar la compra de vivienda, secuela de las altas tasas de interés)

Para la directiva, este desempeño se explica, primero, “por la caída generalizada de la VIS y de la Vivienda de Interés Prioritaria (VIP) producto de la recuperación de la confianza en la capital y, segundo, por la situación de algunos municipios de la Sabana, donde se han suspendido licencias, limitando la oferta”. 

Portafolio consultó al empresario Camilo Congote, quien destacó que afortunadamente, la ciudad está en la senda de la recuperación. Sin embargo agregó, que “el efecto contundente se verá en unos dos años, aproximadamente, con el impulso de varios planes parciales que estaban frenados pero que, tras asegurar su viabilidad, habilatarán suficiente suelo para construir nuevas casas y apartamentos.

En la periferia no 

Al consultarle si la oferta estará en Bogotá y no en la periferia (una queja recurrente de quienes desean adquirir una vivienda en la ciudad), Congote señaló que, precisamente, “el valor agregado es que esta vez lo que se desarrollará sí estará localizado en Bogotá”.

Para confirmar su afirmación destacó la expedición del Decreto 621, que abre las posibilidades de construir en la Avenida Ciudad de Quito y en el eje de la Calle 80, donde hay estaciones de TransMilenio. Incluso, la norma respalda la obra de edificios de hasta 30 pisos. 

A esto le suma proyectos de renovación urbana para hacer más de 200.000 viviendas en Lagos de Torca, Ciudad Norte y Lagos de Tunjuelo, entre otros, donde se atenderá la demanda del estrato 3 hacia abajo, con VIS y VIP. Al respecto, también vale destacar el reciente convenio que firmaron el Ministerio de Vivienda y el gremio constructor, con el fin de desarrollar 36.000 unidades. 

Al interés en regresar a Bogotá con más proyectos también se sumó Luis Aurelio Díaz, gerente del Grupo Oikos, quien señaló que, como otros empresarios, están viendo la forma de volver a la ciudad.

De la misma forma que Congote y la Gerente regional de Camacol, el directivo se quejó de los inconvenientes que se están presentando en algunos municipios de la Sabana con las licencias de construcción nuevas y con algunas que ya se aprobaron. 

Nosotros sumamos ocho proyectos allí, pero que no tienen inconvenientes porque ya están en funcionamiento y consolidados”, recordó Díaz. Sin embargo, también reconoció que los planes de la compañía apuntan a continuar con las inversiones en Bogotá, en un 80 por ciento.

De hecho, el gerente del Grupo Oikos reveló que para el 2019 la meta es abrir cinco proyectos adicionales. “Les vamos a apostar a los estratos 4 hacia abajo, donde vemos muchas posibilidades de inversión”, concluyó.

Una recuperación que se dará gradualmente


Según el Dane, en los últimos doce meses a enero del 2017, el área aprobada para todo tipo de construcciones disminuyó 19%. Tanto para vivienda y proyectos diferentes a esta (oficinas, industria, etc.) el metraje avalado vía licencias cayó; aun así, el 46,1% de este (24’9 millones de metros cuadrados) se concentró en Bogotá y en los departamentos de Antioquia y Cundinamarca.

Les siguieron el Valle del Cauca y Atlántico que tuvieron una participaron conjunta de 15,2%.
 Sin embargo, en el periodo analizado, Cundinamarca restó 5,9 puntos porcentuales (pp) al total, seguido por Santander y Antioquia, que restaron en conjunto 6,5 pp al total. Bogotá, por su parte, sumó 1,1 pp. Aunque leve, ya es una muestra de la recuperación.

Gabriel E. Flórez G.
Economía y Negocios

COMPRAR VIVIENDA FUE 8,33% MÁS COSTOSO DURANTE EL AÑO PASADO

Resultado de imagen para VIVIENDA

 

Pereira, Popayán y Armenia fueron las urbes donde más se valorizo este tipo de inmuebles.

 

Los precios de la vivienda nueva crecieron 8.33%en el 2016, según el último boletín del Dane .Este resultado fue superior en 1.44 puntos porcentuales-respecto al mismo periodo del 2015 – cuando mostró un incremento de 6.86%.

 

A lo anterior hay que agregarle que el aumento de precios en el trimestre, respecto al 2015, fue incluso menor, cuando el índice registro una transacción de 1.37% en el cuarto trimestre del 2016.

 

Sandra Forero presidenta de la cámara colombiana de la construcción (camacol).señalo que “esta variación, al cierre del 2016,nos permite observar que tenemos un entono de estabilidad positiva en el precio de la vivienda , a pesar  de la actual situación de la economía  del país”.

 

 

Por su paRte la ministra de vivienda, Elsa noguera, destaco que “se trata de una buena señal de estabilidad en el sector, luego de varios años en los que el crecimiento  era de dos dígitos (…), además de que los constructores se han visto atraídos a invertir en programas del gobierno como “Mi Casa Ya”.

 

Periódico Portafolio

Tener casa no trasnocha a los 'millenials'

 

250 casas esperan que nueva Unidad de Vivienda esté lista en Manizales

Analistas dicen que alquiler es una opción válida, que está revaluando idea de antaño de ser dueños.

En Colombia, la mayoría de las personas que habitan una vivienda no son propietarias. La ocupan en arriendo, subarriendo o están terminando de pagarla, entre otras variables. 

Así lo explica la Encuesta de Calidad de Vida (ECV) del 2016, la cual destaca que 57,2 por ciento está en esas condiciones, mientras que 42,8 por ciento sí se encuentra en el grupo de dueños de una casa o un apartamento.

Sin embargo, al comparar a propietarios y arrendatarios, algunos analistas consideran que el alquiler es una opción válida, que podría revaluar la idea que ha sido ‘caballito de batalla’ de constructores y hasta de las campañas políticas en el sentido de querer hacer de Colombia un país de propietarios.

Para María Clara Luque, presidenta de la Federación Colombiana de Lonjas de Propiedad Raíz (Fedelonjas), el arriendo es una buena opción que algunas veces precede la meta de portar el título de propietario, algo con antecedentes culturales que, de todas maneras, está cambiando.

Según la directiva, el arriendo es común en personas que inician una nueva vida, recién casados o estudiantes que se mueven con frecuencia entre ciudades. A este grupo hay que agregarle quienes necesitan destinar un capital más robusto para invertirlo en negocios que les pueden generar rentabilidad y, en consecuencia, no quieren atarse a una obligación.

Cuadrando presupuesto

Luque también señala que el alquiler es una posibilidad cuando el presupuesto de una familia es corto al momento de iniciar una nueva vida. “Permite equilibrar los gastos que implica tener un inmueble propio (es decir, el pago de impuestos y la valorización, entre otros), que significan una disminución en el flujo de caja”.

Sin embargo, otro fenómeno que toma fuerza y que revaluaría de tajo la tendencia cultural de ser propietarios tiene que ver con una nueva generación: los 'millennials', que al estar en constante movimiento y no tener un arraigo en varios aspectos de su vida, entre ellos, el de los negocios inmobiliarios, prefieren gastar en viajes y otros asuntos que en una propiedad.

El gerente de la inmobiliaria Avacol, Manuel Alfonso Carrillo, está en sintonía con esa situación y coincide en que vivir en alquiler tiene como ventaja que las personas no deben gastar una gran cantidad de dinero en comprar un inmueble que implícitamente genera unos gastos. “Entonces, prefieren invertir ese dinero en un emprendimiento o en otra necesidad. Así lo hemos detectado”.

El directivo asegura que, precisamente, eso se ve bastante en la gente joven, que actualmente no tiene los compromisos de inversión a largo plazo que “resultan agobiantes para las familias (es decir, créditos hipotecarios y otros gastos)”.

Con este panorama han surgido diferentes iniciativas, entre estas, el Arrendamiento con Opción de Compra (AOC), que revivió recientemente la Asobancaria y que –según gremios y analistas– debería dar paso a una política pública de vivienda en alquiler. 

Aunque el 'leasing' habitacional ha impulsado la inversión, sobre todo entre los estratos medio y alto, con el AOC la idea es llegar a las familias que el sistema financiero no atiende todavía, especialmente que buscan vivienda social y de interés prioritario, nueva o usada.

Además de integrar las dos figuras (el arriendo y la posterior adquisición), la iniciativa va más allá, pues busca que “el pago periódico de los cánones de alquiler se use como fuente de información sobre los hábitos de los hogares, de manera que permita saber cuál es su capacidad de pago y, de esa forma, el sistema financiero pueda otorgarles crédito de largo plazo para la compra”.

GABRIEL FLÓREZ
En Twitter: @GabrielFlorezG
ECONOMÍA Y NEGOCIOS

 

Back to top